LA IMPORTANCIA DE LA PACIENCIA II

“Controla tu mente para mantener la paciencia durante el partido”

El artículo anterior explica la desesperación que surge cuando el punto se alarga durante un partido y los efectos negativos que eso genera en el desempeño. Ahora veremos las causas que producen esta impaciencia y te explicaré lo que puedes hacer tú, como tenista, para mantenerte tranquilo en esos momentos.


La fuerza de carácter

Impaciencia es intolerancia, es no poder “soportar” algo desagradable que dura un tiempo: queremos que termine pronto y la situación se prolonga. Allí, la persona débil se derriba porque depende de algo externo para sentirse bien. Pero alguien de solido carácter tolera más tiempo, continúa firme porque sus emociones dependen de él mismo, no del resultado ni de lo que haga su rival. Esta debilidad o fortaleza radica en la capacidad o incapacidad del atleta para controlar lo que ocurre en su mente.


La mente impacientada

El tenista impaciente se ve afectado por recuerdos desagradables que le desencadenan emociones desagradables también. Sin darse cuenta, revive los momentos en que le ocurrió lo mismo y se molesta por ello. El oponente continua pasando y pasando pelotas, y el impaciente se queja en su mente “Otra vez… hasta cuando…”.

La mente de ese tenista también alberga desconfianza. No se cree capaz de anotar el punto o ganar el partido. Necesita urgentemente demostrarse a si mismo que sí puede. Por eso quiere anotar el punto lo más rápidamente posible.

Debido a sus recuerdos, quejas y falta de auto-confianza, se molesta cada vez más, hasta que sufre un estallido emocional e intentar el winner de inmediato y en el momento inadecuado.


La solución

En principio los recuerdos desagradables deben ser eliminados. Si estas en un lago peloteo y te sientes mal porque te está ocurriendo algo similar a lo que te ha ocurrido en ese mismo partido o en otros anteriores, debes más bien recordar aquellos momentos pasados en que el punto se extendió, tu pudiste mantener la paciencia, anotaste el punto y te sentiste bien.
Otra posible solución es concentrarte de un tus acciones, en lo que debes hacer y no recordar nada, solo pensar en la jugada que debes ejecutar.

Las quejas deben y la desconfianza también deben ser eliminadas. Hay que sustituidas por pensamientos de palabras o frases cortas que te den ánimo “vamos”, seguridad “si puedes” y  también por pensamientos que te lleven a controlarte.

Mientras peleas el punto, no tienes tiempo de pensar mucho, pero puedes introducir en tu mente una sola palabra para ti represente una frase completa.

Una sola palabra como “cálmate” puede representar todo un mensaje que te dices a ti mismo(a) y ya lo conoces “Cálmate y sigue metiendo las pelotas para que no caigas en la trampa”. Si te dices a ti mismo “métela”, eso podría significar “No intentes el winner ahora, dale con un potencia moderada y métela dentro de la cancha”.

Al aplicar todo eso, tu paciencia debe aumentar. Sin embargo, hay quienes necesitan aplicar técnicas diferentes. Otra forma de lograrlo se basa en el control de lo que ocurre dentro del cuerpo. De eso tratará el próximo artículo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario